Fiesta mortal en Alicante: dos muertos tras beber alcohol puro mezclado con refrescos

La Policía Nacional investiga la muerte de un hombre y una mujer que celebraron una fiesta familiar con otras personas en un piso de la ciudad de Alicante en la que se consumió alcohol de 96 grados mezclado con refrescos, este fin de semana, en pleno confinamiento por el coronavirus.

En principio, todo apunta a que la ingesta de alcohol de 96 grados mezclado con refrescos fue la causa de ambas muertes, a expensas del resultado de la autopsia, han explicado desde la Policía Nacional.

Fiesta en pleno confinamiento
Los fallecidos, una mujer de 44 años y origen ecuatoriano y un hombre de 40 y natural de Bolivia, participaron la noche del sábado al domingo pasados, junto con cuatro personas más, en una fiesta familiar en una vivienda del barrio de Los Ángeles, en la capital alicantina.

En un momento de la velada, y debido a que se les acabó la cerveza que habían estado tomando, quemaron alcohol de 96 grados y lo mezclaron con refrescos para beber.

Ayer por la tarde, sobre las 18 horas, dos días después de celebrarse la fiesta, un hombre llamó por teléfono para solicitar ayuda porque su pareja estaba muy mal y con convulsiones.

Cuando llegó una dotación sanitaria de emergencias al lugar, la mujer ya había fallecido, tras lo cual el Grupo de Delincuencia Violenta de la Brigada Provincial de Policía Judicial abrió una investigación para esclarecer las circunstancias de la muerte.

Dos muertos
«Justo en ese momento hubo una segunda llamada en la que se informó de que un hombre presentaba síntomas parecidos en otra vivienda. Esta persona falleció cuando era trasladada por un Samu a un centro hospitalario», según fuentes policiales.

Los investigadores averiguaron que los dos fallecidos habían estado en la misma fiesta y, tras tomar declaración al resto de los que habían asistido a esa velada, supieron que habían consumido alcohol de 96 grados mezclado con refrescos.

Además, hay un tercer perjudicado, un ecuatoriano de 28 años, que permanece ingresado en observación en el Hospital General de Alicante por el mismo motivo, tras solicitar ayer ayuda médica por teléfono.

Más heridos
De las tres personas restantes que acudieron a la velada, dos se encuentran bien porque no bebieron alcohol y la otra consumió poco y acudió a un centro hospitalario por sus propios medios para hacerse una revisión, según la Policía Nacional.

Share this: