L’Alfàs va a reforzar la vigilancia de los locales de ocio en el Puente de la Constitución

El Ayuntamiento de l’Alfàs del Pi va a poner en marcha desde la concejalía de Seguridad Ciudadana, a partir del próximo viernes, un dispositivo de vigilancia especial de los locales de ocio. Los Agentes de la Policía Local se van a ver reforzados con efectivos de las Fuerzas de Seguridad del Estado y Policía Autonómica, con la intención de velar por el cumplimiento de la normativa, y evitar un repunte del Covid, ha manifestado el concejal titular del área, Toni Such. “En estos momentos críticos, a las puertas de la Navidad y después de todos los esfuerzos hechos, no vamos a bajar la guardia al respecto”, ha manifestado Such, quien ha recalcado se va a reforzar la vigilancia de locales de ocio, y a hacer un seguimiento especial de todo tipo de reuniones privadas que puedan alterar las normas establecidas.

Desde la concejalía de Seguridad Ciudadana de l’Alfàs se recuerda que continúan en vigor las restricciones de movimiento, en toda la Comunidad Valenciana, en principio y según vaya la evolución de la pandemia, hasta el 9 de diciembre. La situación epidemiológica actual así lo aconseja, por lo que se mantiene el cierre perimetral, se limita la circulación de personas entre las 00.00 horas y las 06.00, se limitan a un máximo de 6 personas las reuniones socio familiares, excepto convivientes, y no se podrá fumar en la vía pública, terrazas, playas u otros espacios al aire libre cuando no se pueda respetar la distancia de 2 metros.

En este punto el concejal de Seguridad, Toni Such, ha informado que en l’Alfàs, desde que se decretase el cierre perimetral y límite horario, en la mayoría de los casos se ha actuado con responsabilidad, y respetado la normativa. La Policía Local tan solo ha sancionado en todo este tiempo a un establecimiento de ocio, por reunir en un reservado a 25 personas sin mascarilla, sin guardar las distancias de seguridad y saltándose a todas luces todas las medidas establecidas. Y la otra sanción se ha impuesto en una vivienda privada, por la celebración de una multitudinaria fiesta de cumpleaños. Las sanciones son elevadas, de 3.000 euros en el caso de establecimientos de ocio, y 600 euros a particulares, por ejemplo que fumen en la vía pública.

“Es una mera cuestión de civismo, sentido común y prudencia, cumplir con las distancias de seguridad, la higiene, llevar la mascarilla puesta, los horarios y evitar las aglomeraciones”, apostilla el edil.

¡comparte!
  • 12
  •  
  •  
  •  
  •  
    12
    Shares
  •  
    12
    Shares
  • 12
  •  
  •  
  •  

Deja un comentario